1-2-3- por mí (Porque siempre es bueno tocar base...)

Esos demonios que merodean por mi mente a veces tienen que ser exorcizados y nada mejor que dejarlos volar y salten a los ojos de los incautos, ¡alabado sea este médium virtual! Aquí tendrán su bacanal esos entes de mi ser: mi amada diarrea verbal, mi intoxicado moco cerebral y mi nunca bien ponderada catársis genital. Se los dejo, se los presto, se los regalo. Porque a veces es bueno tocar base...



viernes, febrero 25, 2011


Descansando en tu estómago tropecé con tu ombligo
y recordé que por ahí dicen los grandes sabios que los caracoles guardan los más profundos secretos de todos los océanos
pero con mi oído en tu ombligo
encontré que en su acústica se guarda el misterio de todo el universo…

2 comentarios:

Paloma Vargas dijo...

Mi agua se resbala por la rodilla de aquella mujer.

Oréadas dijo...

Precioso :-)
Cada vez escribes mejor
Un beso primo